Cuanto nuevo nos ofrece la incorporación de la tecnología en todos los campos de la vida. Entre estas cosas una amplia gama de ofertas académicas se pone a disposición en la web para quienes deseen o bien para los que necesiten optar por una modalidad de estudio a distancia y online. Los últimos años se nota un incremento importante en la elección del formato virtual para encarar distintos estudios. Tal como nos cuentan los profesionales de Saeni, un centro especializado en medicina estética, en consecuencia ha crecido enormemente la oferta de carreras en sus distintos niveles, cursos, tecnicaturas y propuestas de capacitación en diversos oficios.

Formarse a distancia, a través de la web, tiene muchos beneficios tanto para quienes dictan las clases así también como para los que eligen esta modalidad de educación virtual. Es un método sumamente práctico y cómodo de aprendizaje. Muchos no cuentan con el tiempo físico para tomar clases presenciales, pero aun así desean capacitarse y mantenerse activos en el mundo académico por lo que esta propuesta resulta una herramienta por demás atractiva.

Este tipo de modalidades incluyen como parte de sus planes de estudio todas las herramientas tecnológicas para facilitarles a los alumnos el material completo de consulta y lectura para abordar la capacitación. Así como también interactuar con profesionales en tiempo real. Estos intercambios entre alumnos y docentes hoy son aún más sencillos con la incorporación de redes sociales, chats, video conferencias. Por lo general están dictados por equipos docentes experimentados y de trayectoria. Se entregan títulos legalizados y certificados.

Tan sencillo como navegar por internet para poder acceder a toda clase de ofertas en formación como, por ejemplo la propuesta de esta sociedad argentina de estética y nutrición que ofrece como podrán ver aquí https://www.saeni.com.ar/cursos/cursos-cosmiatria/, cursos de amplia formación profesional en ese rubro.

Ahora sería interesante tener en cuenta algunas cuestiones a la hora de encarar estudios a distancia. Si bien para muchos es un gran beneficio, otros tantos requieren de la modalidad presencial. Mucha gente necesita un seguimiento in situ, o sea en vivo y personalizado para llegar a buen término con el estudio y aprendizaje, con tiempos marcados, y sin distracciones. Ser autónomo puede significar una gran ventaja, aunque este sistema puede que no sea para cualquiera.

Es esencial lograr organizar y optimizar los tiempos en forma adecuada, de esta manera el resultado será exitoso. Es importante entender que, si bien la modalidad virtual permite estudiar en cualquier parte y en cualquier momento, es necesario destinarle el tiempo que requiere y la concentración adecuada. Y por qué si estos puntos suponen ser obviamente claros vale la pena tomarse un segundo para organizarlos y que queden bien delineados.

Y esto es porque el hecho de optar capacitarse en forma presencial no permite hacer nada más en simultáneo durante la hora de clase. En cambio, encarar estudio online da lugar al “mientras tanto”.

¿Qué queremos decir con el “mientras tanto”? Significa poner música o TV de fondo, acercarse a la heladera a picar algo, atender teléfono, ver y contestar mensajes, los quehaceres de a diario, todo esto es posible siempre y cuando “mientras tanto” se logre encontrar cierto equilibrio entre ambas cosas y no produzca un efecto de distracción. Y como resultado consecuente perder el tiempo. Ahí estaría la clave. Entender que la organización, el compromiso ayudarán a aprovechar al máximo esta modalidad combinando las actividades diarias y las ganas y/o necesidad de formarnos.